Musashino, de Doppo Kunikida

Precio y stock a confirmar
Ed. Ardicia, año 2014. Tamaño 21 x 13 cm. Traducción de Yoko Ogihara y Fernando Cordobés. Prólogo de James Cahill. Estado: Usado excelente. Cantidad de páginas: 160

Kunikida Doppo nació en Chōshi, en la prefectura de Chiba, un 15 de julio de 1871, con el nombre real de Kunikida Tetsuo. Hijo de un funcionario de clase samurái y de una camarera, tras una infancia de constantes cambios de residencia, ingresa en la Tōkyō Senmon Gakkō (hoy Universidad de Waseda) para cursar estudios en Lengua Inglesa.

De confesión cristiana, Doppo trabajó como profesor, corresponsal de guerra, y como editor. Con dos matrimonios fallidos y traumáticos a sus espaldas, y habiendo renunciado a su carrera política, buscó protección en el marqués Saionji Kimmochi (1849-1940), bajo cuyo mecenazgo Doppo escribió varias de sus obras. Se abría a partir de este momento, y pese a la quiebra de su empresa editorial, una fecunda etapa creativa para el escritor, truncada por su muerte prematura por tuberculosis el 23 de junio de 1908, con apenas treinta y siete años.

Además de su diario personal (“Azamukazaru no ki”) y composiciones poéticas, relatos como “El viejo Gen”, “Carne y patatas”, “Diario de un borracho”, “La puerta de bambú” y, sobre todo, “Musashino”, su obra cumbre, jalonan la carrera literaria de Doppo, en cuyas creaciones se funden las influencias occidentales (entre la que destaca principalmente la del romántico William Wordsworth, pero también las de Iván Turguénev, León Tolstoi o Guy de Maupassant), con un estilo propio que llevan a considerar a Doppo pionero del naturalismo nipón y perspicaz observador de la naturaleza humana.

La doble condición de novelista y poeta de Kunikida le permitió indagar con una mirada intensa en la naturaleza y en la relación del hombre con ella: un paisaje oriental con luna y con ciruelos, con nieblas y sombras en el bosque, un paisaje animado con mares y montañas que recuerda mucho al de la poesía es el centro de estos relatos en los que la acción apenas importa y no hay intriga, sino puro transcurso emocional sobre el trasfondo de los ciclos naturales y las estaciones.

Mucho más que un diario de viaje, Musashino fue considerado por el propio Doppo como un poema y revela en toda su dimensión la excepcionalidad de su creador. Completan esta pequeña antología una selección de los mejores relatos del autor: “El viejo Gen”, “Carne y patatas”, “Esa gente inolvidable”, “Niebla del río”, “Carta de Yugahara” y “Pájaro de primavera”.

Con variados procedimientos narrativos y el uso agilísimo de los diálogos, estos delicados relatos comparten lo mejor de la prosa y la poesía oriental y revelan, en palabras del prologuista, “una apacible y melancólica nostalgia en sus imágenes que recuerdan a los poetas de los haikus y los tankas.”

INDICE
Prólogo
1- Musashino
2- Esa gente inolvidable
3- Niebla del río
4- El viejo gen
5- Carta de Yugahara
6- Pájaro de primavera
7- Carne y patatas