Fantasmas balcánicos, de Robert D. Kaplan

Precio y stock a confirmar
Ediciones B, año 1998. Tamaño 19 x 12 cm. Traducción de Felipe Mellizo y Belén Fernández. Estado: Usado excelente. Cantidad de páginas: 390

Fantasmas balcánicos no es un libro al uso, un mero relato de hechos, va creciendo en función de su propio desarrollo, desde lo más específico hasta lo más general: desde un ensayo sobre la culpabilidad de la guerra (o inocencia) de un clérigo croata, hasta una meditación sobre la caída de los imperios. Mi experiencia ha sido diferente en cada país. En Rumania viajé mucho y traté con toda clase de gente, mientras que en Bulgaria viví la experiencia del país a través de una amistad personal. En Grecia no viajé mucho, aunque viví en la región ateniense durante siete años seguidos. Tengo la esperanza de que los distintos estilos de este libro reflejen la diversidad de mis experiencias balcánicas.

No se mencionan regiones como Montenegro en Yugoslavia o Maramures en Rumania noroccidental, y Bosnia y Albania reciben bastante menos atención de la que sin duda merecen. Sin eludir las atrocidades cometidas contra la población musulmana, el conflicto étnico en Bosnia se explica mejor como una derivación de la disputa serbo-croata. Por eso he tratado de Bosnia en el capítulo dedicado a Croacia. Mi análisis de Albania se incluye en el capítulo sobre la antigua Serbia porque decidí estudiar a los serbios, sobre todo, en función de su conflicto histórico con los musulmanes albaneses. Aunque la atención del mundo esté fija en estos momentos en la antigua Yugoslavia , mi odisea balcánica se centró en Rumania y Grecia, y el libro lo refleja.

Los Balcanes es una península de la que Bosnia es solo una parte. Y aunque los titulares de prensa de hoy se refieren a Bosnia, mañana pueden dedicarse a cualquier otra zona de los Balcanes, ya que la península entera ha entrado en una fase catastrófica que durará muchos años. Pero nada de lo que he escrito debe entenderse como una justificación, ni siquiera ligera, de los crímenes de guerra cometidos por las tropas serbias en Bosnia, y que yo condeno con todo mi corazón.

Durante la década del 80 intenté, generalmente sin éxito, interesar a los editores y al público en general por los Balcanes y los conflictos que allí estaban fraguándose. Es una amarga ironía que mis peores temores se hayan hecho realidad.

INDICE
Prefacio
mpa de los Balcanes
Prólogo: Santos, terroristas, sangre y agua bendita
PRIMERA PARTE, YUGOSLAVIA: INTRODUCCION HISTORICA
1- Croacia: “Para que puedan ir al cielo con todo merecimiento”
2- La antigua Serbia y Albania: El “West Bank” balcánico
3- Macedonia: “Una mano tendida hacia el firmamento”
4- La Ciudad Blanca y su profeta
SEGUNDA PARTE, RUMANIA: UN DRAMA LATINO DE LA PASION
5- Athenee Palace, Bucarest
6- El amargo final del Danubio
7- Moldavia: “Programados para el odio”
8- Panorama desde el castillo de Drácula: Los monasterios decorados de Bucovina
9- Voces transilvanas
10- Cuento transilvano: Los niños del flautista vuelven a Hamelín
11- Ultimos paisajes: Timisoara y Bucarest
TERCERA PARTE, BULGARIA: HISTORIAS DE UN BIZANCIO COMUNISTA
12- “La calidez de los otros cuerpos”
13- El precio de la amistad
14- Lo bueno y lo malo
CUARTA PARTE, GRECIA: AMANTE OCCIDENTAL, NOVIA ORIENTAL
15- Adiós a Salónica
16- “¡Enséñame, Zorba!, ¡enséñame a bailar!”
17- La historia secreta
Epílogo: El camino hacia Adrianópolis
Bibliografía seleccionada