Entusiasmo y delirio divino. Sobre el diálogo platónico “Fedro”, de Josef Pieper

Precio y stock a confirmar
Ed. Rialp, año 1965. Tamaño 19 x 12,5 cm. Traducción de Consuelo García. Estado: Usado muy bueno. Cantidad de páginas: 160

Quien se dirija a los historiadores de la Filosofía para informarse sobre las cuatro o cinco obras más importantes de Platón no obtendrá probablemente la misma información de todos; pero es casi seguro que le sea nombrado el Fedro.

Este diálogo ha tenido un destino extraño en la historia de la investigación platónica de los últimos cien años; se ha podido decir de él con razón que ha formado hasta ahora el centro de las discusiones en la exégesis de Platón. Y esto no solo en lo referente a la fecha en que fue escrito, sino respecto al contenido y a la forma misma de la obra.

El estudio de Pieper se centra en el contenido del Fedro. El autor ha vacilado durante diez años antes de decidirse por una interpretación. Pero al descifrarlo da con tantos descubrimientos, tantas respuestas y esclarecimiento de la realidad humana que nos compensa de haberlo escuchado con atención. La grandeza de las ideas platónicas radica en el hecho de haber sido obtenidas mediante un estudio profundo del objeto del discurso en cada situación concreta, sin tener en cuenta si el resultado rima o no con las ideas deducidas en otros lugares. La renuncia a un sistema homogéneo no depende de la contradicción interna de Platón sino, como en otros grandes pensadores, del silencioso respeto ante la impenetrabilidad del mundo.

Pieper sigue un método tan simple como eficaz. Va recorriendo cada frase y cada estado psicológico de los protagonistas del Diálogo, para poner en cada instante la palabra aclaratoria, el comentario certero, la comparación eficaz. Y el lector se siente identificado con el delirio divino de Sócrates hasta rogar con él a la Divinidad: “Otórgame la belleza interior y haz que mi exterior trabe amistad con ella”.

INDICE
Prólogo
I- ACTORES Y METODO
Las personas de la acción
Elementos de la atmósfera de la Atena intelectual: desarraigo culto
Técnica de vida ilustrada: placer brutal
Sofística: “el razonamiento culto”, Hegel
Apariencia de sabiduría y falsa actualidad
Exito como criterio
Lo “moderno” en Sócrates: no interesa la naturaleza sino el hombre
Historias míticas y “el” mito
II- LISIAS
El discurso erótico de Lisias: deseo sin amor
Placer y charla, lo sospechoso de la pasión
La incapacidad para conmoverse falseada como “sensatez”
La rectitud trivial
Lo fascinante de la maestría formal
Presencia enigmática de la tradición sagrada
III- EL SOCRATES PLATONICO
La ironía como dificultad para la interpretación
El primer discurso socrático
Desenmascaramiento a partir de las implicaciones verbales
El símbolo demoníaco
El impacto de la palabra sin compromiso
IV- LA MAIEUTICA
El giro de Kierkegaard, la entrega a lo estético desemboca en la verdad religiosa
La fuerza de la retractación y el arrepentimiento
Amor entre hombres libres
La aparición de las figuras divinas
Continúa la mascarada
V- MANIA Y PASSIO
“Mania” como don divino
El estar-fuera-de-sí; pérdida del autodominio autárquico
“Passio”, entusiasmo
Fromas del delirio divino. Primera: el éxtasis profético; Delfos, Dodona, la Sibila
La esterilidad de la perspectiva histórica
La palabra clave “inspiración”
¿Cómo acontece la revelación?
Segunda: La “mania catártica”
El estar-fuera-de-sí como condición previa para la purificación y la salvación
Reordenación de los sentidos como regalo
Tercera: el éxtasis poético como gracia
Poesía e inspiración: Lessing, Goethe, Hölderlin, Benn
¿Quién es el poeta?
VI- LA CONMOCION EROTICA
La verdadera riqueza vital sólo se alcanza en el “no-estar-en-sí-mismo”
La cuarta forma de la “theia mania”: la conmoción erótica
Naturaleza y destino del alma
Inmortaldiad
El ser alado. “Regir la totalidad del cosmos”
Discurso metafórico como forma de la limitación consciente
Símil y mito
La caída del alma
Nostalgia y recuerdo
Lo más amado y lo que más conmueve: “La belleza”
“Lo bello no en cuanto cumplimiento, sino en cuanto promesa”, Goethe
El carácter erótico del filosofar
Formas y deformaciones del eros
VII- EROS Y AGAPE
Confrontamiento con lo que nosotros mismos entendemos por verdad
Entran en juego las últimas posiciones. Desacuerdo real y aparente
Eros y Agape
La vecindad entre espíritu y sensibilidad. ¿Hay amor “desinteresado”?
VIII- SUPLICA AL EROS DIVINO
La segunda parte del Diálogo
Cuando es bello un discurso
¿LA verdad necesita de la retórica?
Los grandes maestros no escriben
Oración para la “belleza interior”